Don Manuel Monroy nos platica una anécdota interesante que le sucedió con uno de tantos peregrinos en los 21 años que tiene acompañando la Peregrinación a pie Valparaíso-Temastian.

Compartir

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here