La alcaldesa del Partido Acción Nacional (PAN), Adriana Carolina Blanco Sánchez reprochó al gobierno estatal que tenga abandonado al municipio, donde en los últimos días ocurrieron enfrentamientos armados entre grupos delincuenciales.

Acusó que el retiro del destacamento del Ejército desató la ola de violencia que padece la población, y que sólo les enviaran elementos de apoyo.

“Ya tenía un destacamento aquí de base y por cuestiones de logística del gobernador, no sé, nos lo quitaron […] y como que nos daban apoyos por temporadas y es la situación que agravó al municipio (en inseguridad)”.

Ciudadanos afectados por los hechos de violencia, quienes prefirieron el anonimato ante el temor en el que viven por las balaceras ocurridas el lunes y el sábado, cuando al menos dos personas perdieron la vida, confirmaron lo dicho por la presidente municipal, al referir que el gobierno los dejó solos, pues en general los hechos delictivos (cualquier tipo) quedan impunes y “sí se asusta uno”.

De la misma manera, testigos del lugar informaron que este lunes “más de una hora estuvieron echándose cabronazos (los grupos antagónicos)”.

La alcaldesa refirió, al igual que el secretario del ayuntamiento, Fidel Castañeda Reyes, que actualmente la Dirección de Seguridad Pública Municipal (DSPM) tiene un sólo elemento acreditado, y tres más colaboran como policías auxiliares.

Sin embargo, todavía este martes, el secretario desconocía que sólo le quedaban dos elementos, ya que el tercero se dio de baja a partir del lunes, pues es hijo de Sergio “N”, alias La Cirquera, quien resultó muerto tras la refriega de ese día.

Carolina Blanco dijo que después de los enfrentamientos, el mismo lunes, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) le informó que el destacamento retomaría sus funciones de manera permanente.

A pesar de la situación que se vive, negó que se haya recrudecido la violencia en la cabecera municipal y comunidades, ya que los muertos son personas que están involucradas con algún grupo delincuencial originario del municipio vecino de Valparaíso.

“Aquí la situación es que cuando pasa algo viene gente normalmente de Valparaíso y se generan estos enfrentamientos y ellos se retiran […] el municipio está completamente en calma”.

No obstante, aunque ciudadanos y comerciantes, y el mismo secretario del ayuntamiento reconocieron que fueron muchos los muertos tras distintos hechos originados en los últimos meses, la presidente municipal aseguró que en días recientes sólo fueron dos los enfrentamientos ocurridos el sábado y la tarde del lunes; e insistió que “es por gente que no vive en Monte Escobedo”.

“Es gente ajena al municipio, que van en busca de gente que está involucrada con ellos […] todo esto es porque hay gente que consume su mercancía, porque hay gente del municipio que se involucra con ellos […] es gente que no anda bien”.

Blanco Sánchez comentó que la colonia La Loma no representa una zona de alta incidencia en inseguridad, a comparación con la comunidad El Durazno, que sí es considerada un foco rojo.

Asimismo, a pesar de que la cabecera municipal se encuentra resguardada por elementos del Ejército, Policía Estatal Preventiva (PEP) y Policía Federal (PF), la alcaldesa pidió a la población protegerse en sus viviendas ante la alta posibilidad de nuevos enfrentamientos, y a su único elemento, ver por el bien de la ciudadanía.

Compartir

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here