El matador fresnillense Juan Francisco “el Papo” Martínez Sáenz, reapareció en la novillada de la Plaza de Toros de San Mateo en el municipio de Valparaíso; fue el triunfador de la tarde al cortar una oreja.

El Papo Martínez se encuentra bajo las indicaciones de su apoderado, el torero poblano Pedro Rubén. Con los entrenamientos realizados en la ganadería Palomares, ha mejorado su condición física y técnica taurina en el ruedo.

“Se notaron mucho los avances, me sentí mejor; es la diferencia al tener a un maestro a cargo de ti, un apoderado a que te corrija errores y aparte que te ponga a torear en campo, agradezco mucho eso”, externó El Papo.

Compartir

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here